Lamentablemente existen muchas personas que sufren de envidia y en su afán por vernos mal o vernos fracasar en diferentes ámbitos de nuestra vida, hacen todo lo posible para hacernos daño.

Pedir ayuda a San Alejo es una forma segura de alejar de nuestro entorno a todas las personas mal intencionadas y que nos envidian. Por otro lado, San Alejo puede ayudarnos a mantener el amor de nuestra pareja, ya que aleja a aquellas personas que pretenden interferir en nuestra relación sentimental.

Si te identificas con algunos de los casos anteriores y te encuentras agobiado, entonces te invitamos a que realices algunas de las oraciones a San Alejo que compartiremos contigo a continuación.

Oraciones a San Alejo para alejar a una mala persona

Glorioso San Alejo, con tu poder para alejar todo lo malo y perjudicial, te pido que alejes de mi vida a (decir nombre de la mala persona) para que no pueda hacerme más maldad.

Te suplico San Alejo, que esta persona se vaya de mi vida lo más pronto posible para que yo pueda tener paz y para que mis caminos se puedan enderezar.

Has que por favor se aleje para siempre y que nunca en mi vida vuelva a aparecer.

Amado San Alejo, te hago mi plegaria con toda mi fe y con la certeza de que alejarás de mi a (decir nombre de la persona).

Amén.

 

Amado San alejo, a ti que el Señor te ha dado el poder para alejar todo lo malo que se acerca a sus hijos, te pido con mucha fe que alejes a (decir el nombre de la mala persona) de mi vida y de mi camino para que no pueda hacerme más daño.

Amén.

Oraciones a San Alejo para las envidias

Glorificado San Alejo, tú que te encuentras en el Reino del Señor, te ruego por favor, escuches mi oración.

Siervo devoto de Dios, que has sido complacencia del Señor, ayúdame a imitar tus hermosas virtudes para así conseguir un justo dictamen.

Te pido que de mi alejes las malas intenciones y los espíritus malignos que vienen de quienes quieren hacerme daño.

Con el favor de nuestro Dios Eterno, te pido no ser acorralado por malas personas ni por sus malos deseos y acciones.

Te pido que se alejen de mí, y que en el lugar en el cual yo me encuentre ellos no estén.

Oh amado San Alejo, protégeme y líbrame de toda maldad.

Te pido San Alejo, que con tu compasión y valentía hagas llegar mi oración al Señor para que se haga realidad.

Tú santo glorioso, que delante de nuestro Padre Eterno eres justo y honrado usa tu poder para líbrame de la maldad y la envidia.

Aparte  de mi vida, de mi familia y de mi casa toda aquella persona y maldad que pretendan acercarse a mí.

Amén.

 

Bendito San Alejo, que habitas en el Reino de nuestro Amado Dios, a ti que eres bueno, protector y mediador, te pido que con tu gran poder para hacer milagros, alejes de mi vida, de mi familia y de mi hogar, a todas las personas que quieran hacerme daño y verme sufrir y fracasar.

Líbrame de todo sentimiento de envidia que pueda haber sobre mi persona y te pido que por favor, escuches mi oración.

Amén.

Oración a San Alejo para el amor

Bendito San Alejo te pido que alejes de mi vida y de la vida de mi pareja a (decir nombre de la tercera persona), ya que quiere destruir mi relación sentimental.

Te suplico San Alejo, que así como esa persona (decir el nombre de la tercera persona)  llegó a la vida de mi amado, se aleje del mismo modo.

Te pido San Alejo que impidas que puedan compartir, que no puedan estar juntos, que no puedan convivir, que no puedan quererse ni necesitarse el uno al otro.

Por favor San alejo, mantenlos separados, para que no pueda destruirse mi unión sentimental.

Escúchame lo más pronto que puedas bendito San Alejo, para que pueda ser feliz junto a mi pareja.

Amén.

 

San Alejo Bendito, tu que tienes el gran poder de alejar todo lo malo, te pido que por favor alejes de mi vida en pareja a (decir nombre de la persona), para que no pueda destruir mi unión.

Has que su mirada, sus malas intenciones y su maldad se aparten completamente de mi familia, en especial de mi pareja.

San Alejo tu que estas cerca del trono de nuestro Padre Celestial, intercede por mí para poder hacer una vida familiar en paz.

Amén.